Guerreros del Sol Naciente: Guía del Heavy Metal Japonés (Parte I) - Generación Geek

Novedades

Banner

jueves, 12 de marzo de 2020

Guerreros del Sol Naciente: Guía del Heavy Metal Japonés (Parte I)


Hace algunos años, Seba (CM de Generación Geek) me invitó a participar en un programa en Radio “Conquista” (no daré el nombre real porque no nombraré otros medios) y se me ocurrió hacer un especial de Heavy Metal japonés, que fueron dos horas con un popurrí de distintas bandas. Algunas clásicas y otras un poco más recientes, pero todas con una trayectoria destacada, además de, por supuesto, bandas que se podrían considerar de culto, o joyas de esta grandiosa escena. Ese especial fue bien recibido en su momento, así que me dejó con ganas de escribir algo así.



La occidentalización en Japón durante la década de los 60 y los 70 ayudó bastante a que la música, especialmente el Hard Rock, se hiciera bastante popular allá. Debido a esto, Japón se convirtió en un lugar en el cual las grandes bandas sí o sí tocaban ahí. Es cosa de ver que varios de los discos en vivo de la década de los 70 se grabaron en Japón (Made In Japan de Deep Purple, Tokyo Tapes de Scorpions o Unleashed In The East de Judas Priest). Además, bandas de la talla de Queen, Van Halen o KISS llenaban los recintos en donde se presentaban.

Todo este suceso fue un detonante para el nacimiento de una escena que con los años tendría una identidad propia, donde uno de los condimentos que ha hecho especial al Heavy Metal en este país es la importancia de la lengua natal en las letras. Esto no es tan raro, considerando que en muchos países no se producía la internacionalización de sus bandas en ese entonces, por lo que era mejor cantar en el idioma del país (los mejores casos son los países de Europa del Este). A pesar de que las letras generalmente son en japonés, siempre ha habido ese caché de agregar partes en inglés en las estas.



En los ochenta había dos escenas que se podrían considerar las más importantes: Kansai (Loudness44 MagnumEarthshakerWolf, entre otras) y Kanto (X Japan, Anthem, Bow Wow, Dead End, Seikima-II entre otras). Por un lado, en Kansai, las influencias inicialmente venían de lo que se hacía en occidente en los años 70, marcando un sonido melódico y directo a la hora de hacer Heavy Metal; por otro lado, en Kanto, hubo un interés mayor a la hora de sumergirse en sonidos más pesados y matices a la hora de incluir elementos progresivos, además de recibir influencia por el lado de la estética del Visual Kei a fines de los 80. Hubo un compilado en 1986 (Kanto 宣戦布告 Kansai del sello Kow-Sin Agency) donde aparecen las bandas Slayer, Rei´s, Storm Bringer, Virgin Killer y Pandora), en el cual, de buena forma, se trata de mostrar esta "rivalidad" que hay entre ambas regiones y escenas.






En esta guía se hablarán de distintas bandas de Heavy Metal japonesas, partiendo desde fines de los 70 y principios de los 80. Para decidir qué bandas incluir en esta guía se midieron ciertos valores, en este primer capítulo, veremos bandas que marcaron un antes y un después en el Heavy Metal japonés, ya sea por el impacto que causaron o la influencia que crearon.

En la parte dos veremos bandas con al menos un disco que si bien se pueden considerar esenciales en esta escena, tal ves no tienen el mismo impacto de las bandas de la parte uno. En la parte tres veremos bandas que solo sacaron demos, singles o EPs, y en la parte cuatro y final, veremos bandas o proyectos solistas de miembros de bandas anteriormente mencionadas, así como bandas que no necesariamente tocan (o tocaban) Heavy Metal, pero si sacaron material de este estilo.







Para estos especiales decidí limitarme a bandas de Heavy Metal y Power Metal (especialmente bandas mas ligadas al sonido que tenía este género en sus comienzos, más alejado del llamado Euro Power Metal de los años 90) de corte más tradicional. Bandas como Jill´s Project, Dragon Guardian, Versailles, Jupiter o Alhambra, que ya en algunos casos entran en el terreno del Metal sinfónicom van enfocadas a otra dirección y al no tener mayor relación (o muy lejana) con la mayoría de las bandas mencionadas acá, quedan fuera principalmente por esa razón. 

Parte I: Esenciales


Loudness



Si se quiere hablar de Heavy Metal japonés, Loudness debe ser el primer nombre que a uno se le deben venir a la mente. Formados en 1981, después de que Akira Takasaki, Munetaka Higuchi y Hiroyuki Tanaka dejarán Lazy, buscando sonidos más pesados, estos formaron Loudness. Despúes de esto, llegarían Masayoshi Yamashita (reemplazando a Tanaka) y Minoru Niihara. En sus primeros discos (The Birthday Eve y Devil Soldier) aún mantendrían un poco la base más hardroquera, para finalmente ser una banda de Heavy Metal como tal con The Law of Devil´s Land, Tras esto, la banda llegó a territorios tanto estadounidenses y europeos, cambiando un poco su sonido a algo más accesible y comercial sin perder la calidad, hasta que Niihara dejo la banda en 1988.

Después con Michael Vescera (Obsession) grabarían Soldier Of Fortune en 1989, un disco que resulta ser un choque de dos mundos (tanto por el sonido de los nipones con el aporte de Vescera y lo hecho por su banda), después sacarían On The Prowl, una especie de compilado con temas regrabados, un trabajo simpático, pero, al menos para mí, ese es el final de la banda. Después con cambios radicales en su sonido y a pesar de que participan grandes músicos, la esencia de la banda murió, tratando de adaptarse a sonidos más “modernos”, sonando pesados porque sí y todo eso, enlodando la brillante discografía que tienen durante los 80.







Discos recomendados: The Law of Devil´s Land, Disillusion, Thunder in the East, Soldier of Fortune.


Anthem



Formados en 1981, los oriundos de Tokio verían recién su debut en 1985 con Anthem, con un sonido más pesado y directo, con líneas vocales poderosas y riffs bastante pegajosos, convirtiéndose en una de las bandas más importantes e influyentes de todo Japón. Estos mantendrían siempre su línea, a veces rozando el Power Metal, tanto en la etapa con Eizo Sakamoto (ex Animetal, ex Eizo Japan) como con Yukio Morikawa. La verdad, aunque han pasado 35 años de su debut, la banda nunca ha cambiado su esencia de forma muy notoria y a estas alturas no lo necesita, porque su calidad va de la mano con esto. Además, nunca podrás decir que es una banda que recicla su material.







Discos recomendados: Anthem, Tightrope, Domestic Booty, Immortal, Burning Oath.


X Japan



Para muchos, la banda más conocida de estas tierras, y no es algo raro, ya que la banda de Yoshiki y Toshi pavimentaron un largo camino para estar donde están. Mientras otras bandas editaban discos, e incluso hacían giras en otras latitudes, ellos se hacían un nombre en el circuito más under, editando varios demos (bastante buenos). X era una amalgama de influencias en sus inicios: si bien tocaban Heavy Metal, también el Speed Metal era algo esencial en su sonido, aunque tampoco le hacían el quite a otros estilos. Para que se hagan una idea, ¿cuándo han visto una banda que ponga una balada entre dos temas derechamente Speed Metal? Esta banda lo hizo en la triada de X / Endless Rain / Kurenai del superlativo Blue Blood, y también han incluído elementos progresivos, tal como se puede apreciar en material como Jealousy y Art Of Life.

Despues grabarían Dahlia, que musicalmente ya se aleja bastante de su material anterior y The Last Song (entre medio sacaron varios singles, discos en vivo y compilados). Con la muerte de hide, la banda acabó, pero regresó cerca de una década después con los singles I.V. y Jade, aunque se han dedicado más a tocar en vivo (incluida una visita a Chile en 2008).







Discos recomendados: Vanishing Vision, Blue Blood, Art of Life.


Seikima-II



Formados en 1982, y comandados en ese entonces por Demon Kogure (hoy en día llamado Demon Kakka), estos demonios del Heavy Metal trajeron un sonido distinto a las bandas anteriormente mencionadas, con riffs espectaculares, con melodía y potencia por partes iguales, cuyo sonido podría traer a la mente a bandas como Iron Maiden o Satan. Además, con la voz de Demon Kogure (quien ha pasado por varios nombres) la cual debe ser una de las mejores de Japón, y si no es la mejor, pega en el palo fácilmente. Los cuatro primeros discos de la banda son un deber si estás descubriendo lo que se hacía en Japón, en especial The End Of The Century y From Hell With Love.

Seikima-II (o Seikimatsu) es una banda que además tiene toda una mitología. El plan de Demon Kogure va relacionado con el nombre de su banda. Seikimatsu (“fin del siglo” en japonés) debía morir el 31 de diciembre de 1999 a las 23:59:59. También está el hecho de que Demon Kogure y sus soldados son “Akumas” (demonios) que vienen del Makai (mundo de los demonios) para propagar su religión llamada “Akumakyō” la cual propaga a Satán a través del Heavy Metal.







Discos recomendados: Akuma ga Kitarite Heavy Metal, The End of the Century, From Hell With Love, Big Time Changes.


Earthshaker



Una de las bandas más antiguas de la escena japonesa, formados en 1978, su nombre es por un clásico tema de los eternos Y&T. Earthshaker empezó como una banda que mezclaba elementos del Hard Rock y el Heavy Metal, y esto se plasmó en su disco debut de 1983, llamado simplemente Earthshaker, un grandioso disco en el cual también participo Adrian Smith, componiendo un tema. Con su segundo disco, Fugitive, comercializaron su sonido, incluso yendo a terrenos más comerciales con el uso de sintetizadores, aunque hay que decir que resulta bastante bien. Lamentablemente, esto fue lo mejor que hizo la banda, ya después de esto, sencillamente no vale la pena lo que sacaron, su estilo fue variando demasiado a sonidos más suaves, lejanos a sus primeros días. Tras leer esto, tal vez se preguntarán por qué los incluí acá, y la respuesta es sencilla: Earthshaker y Fugitive son discos fundamentales del Heavy Metal japonés.







Discos recomendados: Earthshaker, Fugitive.


Bow Wow



Bow Wow es una de las bandas japonesas más antiguas, formados en 1975, y han lanzado hasta la fecha 25 discos, además de varios singles, compilados y material en vivo. Musicalmente partieron con una variada gama de influencias en sus primeros discos, sin ser la banda con la propuesta más original. En los 80 editaron 12 discos, varios de ellos con el nombre de Vow Wow, donde discos como Asian VolcanoWarning from Stardust y Vow Wow III mostraron su mejor faceta, con melodías con los que es difícil no quedar enganchado, pasando por riffs bastante potentes a otros con harto feeling. Si bien con los años sacaron buen material, este no sería del mismo nivel que los discos recién mencionados.







Discos recomendados: Asian Volcano, Warning from Stardust, Vow Wow III


Dead End



Formados en Tokio en 1984, después que otras bandas influyentes de la escena japonesa, con un estilo más agresivo, fueron ganando popularidad a base de buenas actuaciones en directo, pero no fue hasta la llegada del guitarrista Yuji "You" Adachi (quien fue guitarrista de Jesus en el grandioso demo Le Dernier Slow y de Terra Rosa en el demo Terra Rosa 2nd, anterior a su disco debut The Endless Basis) cuando dieron el salto al editar Dead Line en 1986, un disco de Heavy Metal de corte más filoso, el cual fue el comienzo de una gran etapa continuada por discos como Ghost of Romance y Shámbara. Zero, de 1990 fue su cuarto y último disco antes de que la banda se separará, aunque musicalmente era más popero que los anteriores.

Dead End se reuniría en 2009 y grabaría algunos discos más, pero ya derechamente no están relacionados con lo que hacían en sus comienzos.


Es importante mencionar que Dead End fue influencia de muchas bandas bastante populares en Japón, como es el caso de L'Arc~en~Ciel.







Discos recomendados: Dead Line, Ghost of Romance.



De esta manera termina la primera parte de este especial. Espero poder traerles pronto la segunda parte de esta serie, la cual tendrá material que seguramente será del agrado de aquellos que gustan de las grandes bandas que ha dejado la escena japonesa del Heavy Metal, la cual, con el paso de los años, se ganó un lugar entre las mejores que ha habido. Quizás no al mismo nivel que la alemana o la sueca, pero definitivamente una de las mejores. 

Escrito por Sorlac.